miércoles, 27 de enero de 2016

Albóndigas de pollo crujientes

Crujientes y diferentes.

No como carne roja, solo ave y tampoco me entusiasma, así que la "camuflo" para variar un poco los sabores porque todo es pollo o pavo...

Esta vez he probado el panko, que es como un pan rallado pero japonés que al freír queda muy crujiente.

Hice demasiadas, pero resulta que frías estaban sorprendentemente buenas.

























Necesitarás:
(30 albóndigas aprox.)

. 300 g de carne de pollo picada
. Un huevo
. Una cucharada de sésamo tostado
. Una cucharada de sésamo negro
. Una cucharada de ajo en polvo o escamas
. Una pizca de ras al hanout o curry
. Panko
. Sal

Las puedes servir con puré de patatas o solas a modo de aperitivo.

Así se hace:

Mezcla todos los ingredientes menos el panko en un bol, reserva en la nevera al menos una hora.

Forma las albondigas, reboza en el panko y fríe hasta que queden doradas.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Me interesa tu opinión, el que escucha aprende.