viernes, 25 de octubre de 2013

Quiche de setas.

Voy a dejar de decir lo bueno que está todo, porque está claro que si publico la receta es por que a mí me encanta. Y por no resultar cansina, también.

Se llama quiche a una tarta salada que incluye huevos y nata en su elaboración. 
Hoy os traigo la última que he preparado en casa, a partir de la receta base es cuestión de echarle imaginación al asunto.

Salmón, queso azúl, frutos secos...






Necesitamos:

. Una base de masa quebrada (mejor fresca que congelada)
. 500g de setas variadas
. 2 dientes de ajo
. Un vaso de nata para cocinar
. 3 huevos
. Una cucharada sopera de mantequilla
. Aceite de oliva, sal y una pizca de nuez moscada

Así se hace:


1. Cubre el molde con la masa quebrada y hornea a 180º calor arriba y abajo durante 10 minutos y reserva.

2. Calienta en una sartén la mantequilla con un par de cucharadas de aceite de oliva y dora los ajos picados muy finos. Añade las setas y sofríe a fuego fuerte para que pierdan el agua. Vierte sobre la masa que habíamos reservado.

3. Bate los huevos y mezcla con la nata. Añade la nuez moscada, corrige de sal y vierte sobre la tarta. Hornea a 180º durante 40 minutos.









jueves, 10 de octubre de 2013

Lasaña de berenjena.

Pon berenjenas en tu vida, están tan ricas. Aunque tengo que decir que son como las alcachofas, o te encantan o las odias. 

Ésta lasaña surge de la desesperación de una nevera temblorosa de tan vacía. 
El hambre agudiza el ingenio amigos.
























Necesitamos:
(para cuatro personas)

. 16 placas de lasaña (precocida)
. Un par de berenjenas
. 1/2 kilo de pechuga de pollo a tacos (o la carne que tengas por la nevera)
. Un bote de tomate troceado, que no triturado...
. Un par de dientes ajo
. Unos tacos de jamón serrano
. Los quesos que tengas por la nevera
. Aceite de oliva, azúcar y sal

Bechamel

. Un par de cucharadas de aceite de oliva
. Treinta gramos de mantequilla
. Noventa gramos de harina
. Ochocientos ml de leche
. Nuez moscada y pimienta al gusto


Así se hace:

1. Lava corta la berenjena en rodajas de medio cm, sala y deja unos 20 minutos que suelten bien el amargor.

2. Mientras tanto chafa los dientes de ajo y los fríes en una sartén con un fondo de aceite. Añade la carne y sofríe a tu gusto.Retira los dientes de ajo.

3. Agrega los taquitos de jamón, los doras un poquito y añades el tomate. Echa sal al gusto y la misma cantidad de azúcar para corregir la acidez.

4. Pasa por la plancha con un poco de aceite las rodajas de berenjena y reserva.

5. Para la bechamel, en un cazo calentamos el aceite y la mantequilla, dora un poco la harina y añade la leche poco a poco removiendo con las varillas para que no se formen grumos.Salpimenta y añade la nuez moscada. Reserva un par de cacitos que se mezclan con el sofrito.

6. Como las placas son precocidas no es necesario hervirlas, de todos modos a mí me gusta hidratarlas en agua tibia. A gustos, como os digo siempre.

7. Empezamos a montar. Un poco de bechamel en el fondo de la fuente, placa, sofrito, berenjena, placa, sofrito, berenjena, placa... Cubre con la bechamel, ralla los quesos y los repartes bien, orégano y al horno en posición grill unos 20 minutos o hasta que esté dorada.